Abolir el rating minuto a minuto

Termino uno de los programa de tele en los que trabajo y camino por calle Fitz Roy a casa. Todavía me zumba en el oído derecho (uso el auricular de la “cucaracha” de orden interno de ese lado para evitar quedar sordo bilateral) el pedido del productor: “Seguí. Estirá. Estamos arriba de todos. Contame otra vez la historia”.

Así se labura en los noticieros o programas de actualidad. El productor ejecutivo controla minuto a minuto la medición de audiencia y si rinde, si sube, el tema no se deja.

Tiene sentido este modo de trabajar? Si es sólo este el criterio la respuesta es no. Las reglas del mercado también pesan en los medios de comunicación. No hay dudas. Pero no pueden ser las únicas reglas. Mientras sigamos creyendo que un panorama de noticias es solamente lo que rinde en el rating habremos abdicado del sentido común y del respeto por nuestro criterio a la hora de pensar la actualidad.